EL RETORNO DE BACHELET AL ESCENARIO LOCAL


VOXPRESS.CL.- “Si nos dedicamos a perfilar liderazgos en medio de una pandemia, estamos acabados como alternativa política”. Estas expresiones corresponden a Heraldo Muñoz, presidente del PPD y canciller en el Gobierno socialista de Michelle Bachelet. Por sí solas, explican, y justifican, la inesperada irrupción de la ex Mandataria en el debate interno, a causa de la crisis social originada por la epidemia.

Podría llamar la atención que, tras año y medio como Alta Comisionada de la ONU sin intervenir en asuntos internos del país, a través de su Fundación Horizonte Ciudadano, con sede en Las Condes, haya interrumpido su largo silencio. Incluso, cuando en enero estuvo de vacaciones en Chile, eludió referirse a los coletazos del ‘octubrazo’ y sólo tuvo encuentros con los más cercanos de su entorno.

En esta oportunidad, mediante conversatorios vía internet desde Ginebra con su Fundación, analizó categóricamente la situación del país, aunque lo que más trascendió de esta teleconferencia fue su segunda negativa a presentarse otra vez como precandidata presidencial. Lo trascendental es que Bachelet ha vuelto a subirse al escenario local, y ahora con la clara finalidad de establecer un liderazgo en esa izquierda que ha sido discriminada por el Frente Amplio y el PC y para clavar una cuña en la arrolladora y, hasta hoy, solitaria carrera de la dura y combativa extremista Izkia Siches, presidenta del Colegio Médico (COLMED).

Precisamente es a ella, a Siches, a quien se refiere Heraldo Muñoz cuando denuncia “el aprovechamiento de la pandemia para perfilar liderazgos”. Hasta marzo, de esta doctora sólo se conocía que era presidenta del COLMED, feminista, ecologista, partidaria del aborto libre y en su condición de ex dirigente de las JJ.CC., enemiga a ultranza de la actual institucionalidad. Su entorno extremista la admira por su imborrable twitter en que, en el primer Gobierno de Piñera, pidió que alguien se “piteara al Presidente”.

Hoy, la activista, con domicilio en el Frente Amplio, es asesora del Gobierno gracias a una invitación del Presidente para que se integrase a la Mesa constituida para “colaborar” con el ministerio de Salud en su lucha contra la crisis sanitaria. Aprovechó la ocasión para establecer, al interior de La Moneda, una cabeza de playa opositora junto a los representantes de los Rectores y a los alcaldes, traspasando todos los muros limítrofes del espacio para el cual fue convidada. Llega a tanto su empoderamiento al interior del Gobierno que le presentó a éste, en representación de su Colegio gremial, un plan de salvataje económico elaborado por economistas convocados por ella, contraviniendo el reiterado sentir del Presidente y de su ministro de Hacienda, en cuanto a “mantener los equilibrios en el gasto del Estado”.

En un claro afán por menoscabar las inversiones en ayuda social del Gobierno, Siches le entregó al Presidente su propio plan elaborado por un grupo integrado por el ex presidente del Banco Central, José de Gregorio; el ex ministro de Hacienda, Rodrigo Valdés, además de los economistas Sebastián Edwards, Claudia Martínez, Andrea Repetto y Claudia Sanhueza, el cual elaboró el documento “Política Fiscal y Apoyo a las Familias en la Pandemia”.

Plantean que se utilice el saldo del Fondo de Estabilización Económico y Social (FEES) -US$ 12 mil millones- como referencia de gastos adicionales para los próximos 18 meses. Calculan que se podría gastar, cada mes y en promedio, US$ 670 millones por encima de lo ya comprometido para financiar paquetes de ayuda a las familias.

En los sondeos de opinión, Siches pasó a ocupar un lugar preponderante, haciendo desaparecer a Giorgio Jackson, Gabriel Boric, Jorge Sharp y Beatriz Sánchez. Esas mismas consultas ciudadanas han consignado, constante e invariablemente, que junto con Joaquín Lavín, es Michelle Bachelet la persona, casi exclusiva, mejor evaluada de la izquierda más moderada, considerando esta definición la potente asimetría con el PC y el FA.

EL PC y el FA se negaron a firmar el ficticio Acuerdo de Paz del 15 de noviembre y, recientemente, fueron enfáticos en anunciar no estar dispuestos a conversar sobre el llamado a un Pacto Social que hicieron Mario Desbordes (RN) y Miguel Insulza (PS). Para mal de la cacareada unidad opositora, más tarde, los titulares del PC, PS y PR, proclamaron su negativa a cualquier armisticio con el Gobierno, con lo cual le quitaron el piso a Insulza.

Aunque de la izquierda se puede esperar la más impensada y peor de las conductas, hasta este minuto se percibe imposible cualquiera posibilidad de actuar como un solo bloque. La desesperación llegó al extremo de que algunos clamaron que “si no nos entendemos, que, al menos, haya una vocería en común” –lo que no ha ocurrido-, en tanto Carlos Montes (PS) pidió “sólo un poco de tiempo” para intentar un último esfuerzo de integración, obsesión suya no materializada desde cuando fue electo titular del Senado (marzo de 2018).

Al mismo tiempo de agudizarse sus diferencias con el FA y el PC, esta izquierda mocha y “conservadora” -como la califican aquellos-, pero con poder y hasta prepotencia en el Senado, perdió una a una sus eventuales cartas presidenciales: el primero en autoproclamarse y caerse por sus vínculos con el narcotráfico fue Álvaro Elizalde (PS); después desapareció otro que dijo estar dispuesto, Lagos Weber (PPD), más tarde debió resignarse el eterno ambicioso de Insulza, y, por último, terminó por esfumarse alguien que fuera brevemente mencionado, Heraldo Muñoz (PPD). Felipe Harboe (PPD) figuró una vez en las encuestas.

En la medida en que éstos fueron desapareciendo de los sondeos de opinión, empezaron a subir como espuma las menciones de Bachelet. Esta fue la instancia que aprovechó su propia Fundación para generar un evento remoto con ella desde Ginebra para que hablase de la situación chilena. Casi 100 personas se conectaron, incluyendo políticos opositores concertacionistas, el bacheletismo entero, algunos de sus ex colaboradores -como Ilia Iriarte y Pedro Guell- y dirigentes gremiales. La presidenta del COLMED fue especialmente invitada, pero no participó, sin excusarse. Otra prueba más del cisma.

En la ocasión, la ex Presidenta tuvo una expresión en que tácitamente reconoce que es la única carta presidencial de “su” sector, al afirmar que “cuando ven que queda sólo un árbol en pie (ella), todos quieren subirse a él”. Así y todo, descartó cualquiera posibilidad de ser candidata nuevamente (“tendrían que pasar por sobre mi cadáver”) y se dio el tiempo de enviarle un mensaje subliminal a Siches (34), al declarar que “tiene que haber gente nueva dispuesta, pero nueva no necesariamente implica que sea joven”. De paso, la ex Mandataria dejó en claro sus diferencias con el Frente Amplio, al decir que “estoy en contra de todos estos grupos cerrados que toman decisiones y que no las amplían en beneficio de la ciudadanía”.

Ya sin mensajes sin especificaciones, Bachelet estrujó sus críticas contra el Gobierno: censuró todo su manejo de la crisis sanitaria; condenó la entrega de cajas con alimentos (“debió ser dinero”); fustigó al Ejecutivo por darle más importancia a la crisis económica que a la sanitaria; culpó al modelo neoliberal de la urgida situación de un sector de la población y afirmó que se requiere de un gran plan de ayuda social directo para los sectores vulnerables. “Al Fisco todavía le quedan muchas reservas para gastar en ayuda de la gente más pobre”, fue la última espina que le clavó al equipo de La Moneda.

Si se repara en el reinvento argumental de este sector de la izquierda opositora, es advertible que el mensaje de Bachelet penetró rápido en ella. Sus prédicas negativas ahora están en sintonía con las expresiones de su antigua salvadora y, ahora, flamante líder. Ello revela, a las claras, que la ex Concertación parece haber encontrado el caudillo que tan vanamente buscó y que, para su contentamiento, Izkia Siches ya no estará sola en el firmamento izquierdista chileno.

SIGUENOS TAMBIÉN EN REDES SOCIALES

© 2023 por "Lo Justo". Creado con Wix.com

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now